Turismos y camiones en el carril bici

No se respeta el carril bici

MIGUEL ÁNGEL HERRERO.

Hay lugares donde la ley de la selva parece la única posible y donde la sensación de que, como diría aquel, “si no pasan más cosas es porque Dios no quiere” inunda a todo individuo algo despierto que conozca el territorio. Sería aventurado afirmar que la avenida del Mayorazgo, en el Ensanche de Vallecas, forma parte de ese tipo de lugares, pero a veces así lo parece.

No se respeta el carril biciLa citada avenida es ancha, muy ancha (tres carriles a cada sentido para vehículos motorizados más otro carril separado por las gruesas líneas blancas reglamentarias), y semidesértica de edificios u otro signo de vida urbana. En eso no presenta novedad respecto a una parte importante de esa gran fotografía del pinchazo de la burbuja inmobiliaria que es el Ensanche de Vallecas.

El problema de la velocidad fue, en gran parte, paliado con la colocación de los badenes. La avenida había sido escenario de varios atropellos en los últimos años. Uno de ellos en 2013, en el que un hombre, a pesar de la aparatosidad del suceso, salvó la vida.

No obstante, el nuevo problema comienza a vislumbrarse cuando nos percatamos de que la mayoría de los conductores esquivan los badenes invadiendo el carril bici. Se produce pues la paradoja de que unos badenes cuya intención es evitar la excesiva velocidad y contribuir a la seguridad de todos, se convierten en un elemento de inseguridad para los ciclistas.

Sorprende ver de qué manera tan natural la mayoría de vehículos giran hacia la vía ciclista a la altura del badén y, una vez sobrepasado, vuelven a la senda de la legalidad. Sorprende la impunidad. Sorprende que ya nadie se sorprenda.

No se respeta el carril biciLos vecinos plantean soluciones

Son muchos los vecinos que en distintos foros, y en estos últimos meses gracias a los espacios de participación ciudadana en Internet del Ayuntamiento, han podido denunciar y proponer soluciones. Dotar al carril bici de badén con un pequeño espacio para las dos ruedas es una de ellas. Con ello los vehículos motorizados no entrarían en el carril bici para evitar el badén. Colocar un bordillo separador en los tramos donde se encuentran los badenes es otra. Evitar ver escenas de peligro y posibles accidentes en el futuro, el deseo de todas ellas.

 


Fotos: M.A.H.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

+ 54 = 57

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.