Somos

Por Concha Morales

Apenas una luna batida por el viento,
apenas unos puntos desteñidos de luz,
apenas un reflejo,
apenas una brizna,
una insignificancia en el fondo del tiempo,
paleta de colores surgidos al azar.

Me he vestido de tarde para seguir tu rastro,
mujer, muchacha, niña en los informativos.
Me he vestido de tarde,
de noche, de alborada,
para seguir tu rastro hasta el fondo del pozo,
hasta la superficie de un átomo de acero.

La mano que lo empuña,
siniestra y dominante,
tozuda sucesora de rezos malparidos,
de rosarios bruñidos a golpes de guadaña.

“Dos mujeres han sido asesinadas por sus parejas en las últimas horas…
… y ya son veintiocho en lo que va de año”.

Me vestiré de tierra.

Bastará una columna en los informativos.

Y de nuevo seré apenas una luna batida por el viento.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

− 1 = 1

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.