Jimeno: el objetivo del Rayo B es mantener la categoría

José Manuel Jimeno, entrenador del Rayo Vallecano B. Foto: D. Velasco

Escribe: Antonio Luquero.

El Rayo Vallecano “B” está siendo la gran revelación de la cantera rayista en la presente temporada. Recién ascendido a Segunda “B” de la mano de José Ramón Sandoval, camina con paso firme en su estreno en esta categoría teniendo en el banquillo a José Manuel Jimeno, otro hombre de la casa que conoce como nadie la cantera del conjunto de Vallecas. Hablamos con él en la Ciudad Deportiva de la Fundación Rayo Vallecano, lugar en el que se respira rayismo a cada paso que das. Jimeno se muestra cauto sobre la marcha del equipo, pero muy feliz. Tiene un grupo que no para de darle satisfacciones.

– Llevamos ya un tercio de la temporada y el equipo se ha hecho fuerte en casa. ¿Está aquí la clave del éxito?
Puede ser. En casa estamos siendo muy sólidos, pero fuera de casa también hemos sacado muy buenos resultados. Hemos ganado en Pontevedra, en Cerro de Reyes, al Conquense. Esto hace que estemos sumando puntos dentro y fuera.

– Estáis entre los cinco o seis equipos menos goleados de la categoría y en los puestos de arriba de la clasificación.
– Tenemos buena intensidad defensiva porque el equipo trabaja y presiona, lo que hace que el contrario se encuentre con dificultades. Entre encajar poco y acertar en el aspecto ofensivo se encuentra la sintonía.

– Cuentas con una plantilla muy joven, con una media de edad de 21 años ¿cómo les motivas?
– Es verdad que son muy jóvenes, pero como somos un filial la motivación viene porque quieren llegar al primer equipo. Intentan hacerlo bien semana a semana para que Sandoval se fije en ellos.

– Empezó la liga con un empate y dos derrotas, ¿no cundió un poco el desánimo?
– Desánimo nunca, un poco la preocupación lógica de no ganar ninguno de los tres partidos, pero todos estábamos convencidos que íbamos a ganar tarde o temprano, porque hay muy buen equipo, mucha calidad y muchas ganas. Después, de los seis partidos siguientes ganamos cinco y empatamos uno.

– ¿Cómo te sientes entrenando en Segunda “B”?
– Estoy disfrutando muchísimo, también por ver a nuestros jugadores en esta categoría. Digamos que casi todos somos nuevos en ella y estamos disfrutando mucho, muy concienciados y muy responsabilizados de mantenernos aquí. Queremos que esto no sea anecdótico y que el Rayo “B” esté muchos años en Segunda “B”.

-¿Cómo es tu relación con Sandoval?
– Cuando necesita algo siempre me lo transmite, como que algún futbolista vaya a entrenar con ellos… Y yo lógicamente si tengo cualquier inquietud, alguna duda, se lo comento. Tenemos la relación lógica y normal.

– ¿Cuántos jugadores del “B” están disponibles para saltar al primer equipo?
– Actualmente entrenan varios con Sandoval. Diego lleva entrenando con el primer equipo durante casi toda la semana, Provencio, Lucas… De cualquiera que considere que está haciendo una buena temporada con el filial puede tirar él en cualquier momento.

– ¿Y esto no te condiciona mucho el plan de trabajo?
– Para nada, porque estamos preparados para ello. Si Sandoval demanda cualquier futbolista nosotros ponemos a otro en ese puesto y seguimos trabajando. Cuantos más futbolistas de calidad tengamos, más competitivos podemos ser cada domingo. En definitiva, el objetivo del Rayo “B” es surtir al primer equipo y si eso sucede está bien.

– ¿Tienes en tu actual plantilla futbolistas que empezaron contigo desde abajo?
– Hay jugadores que estuvieron conmigo en el Juvenil de División de Honor con el que nos proclamamos campeones de Liga, como David, Jorge Sáez, Jaime Guadaño, Ismael el portero o Borja, que ahora entrena con Sandoval… También en cadete y juveniles pasó por mis manos Coke, que está en el primer equipo.

– Te dará mucha satisfacción ver a Coke triunfando con el Rayo…
– Sobre todo porque está demostrando ser un jugador impresionante. Llegó al primer equipo sin hacer ruido, tuvo que “currar” mucho, y ahora es uno de los principales futbolistas del Rayo, uno de los capitanes y un ejemplo para todos.

– ¿Qué sientes cuando ves que tanta gente sigue los partidos del Rayo “B” en la Ciudad Deportiva?
– Por la parte que me toca a mí, mucha emoción. Tener la oportunidad de entrenar al filial y ver que lo sigue tanta gente me da la responsabilidad de que el equipo rinda bien y dé buenos resultados. Queremos que los aficionados acaben contentos y se lo pasen bien.

– ¿Te imaginas a final de temporada al Rayo en Primera División y a vosotros jugando la promoción para subir a Segunda?
– No (risas) yo creo que eso es imposible. Pero si llega el momento, que ojalá llegue… a partir de ahí no renuncias a nada. Sería algo increíble.

– ¿Te imaginas entrenando al primer equipo?
– Pues tampoco. Ya ha sido una muy grata sorpresa y un gran premio el poder hacerlo en el filial. Yo estaba en el Juvenil “A” y optaron por confiar en mí y darme esta oportunidad; solo me interesa y me preocupa que esto salga bien. Pero si un día se diera esa circunstancia pues por qué no, ¡sería impresionante!

– ¿Con que objetivo te darías por satisfecho al final de la temporada?
– Si el equipo mantiene la categoría estaría más que satisfecho. Y si algunos jugadores que participan ahora con el primer equipo, el año que viene tuvieran la oportunidad de hacer la pretemporada con ellos y alguno lograra quedarse, sería un trabajo bien hecho. Pero este no sería un logro solamente mío, sino de todo el cuerpo técnico. deportes@vallecas.com

En primera persona
La ficha: “Me llamo José Manuel Jimeno Roldán. Nací en Vallecas (Madrid) en julio de 1973 y siempre he vivido aquí, en Vallecas. Empecé jugando al fútbol en el Colegio Agustina Diez, en la calle Vesubio. Luego, tras jugar en el equipo Arroyo del Olivar, me fichó el Real Madrid, donde estuve cinco años en las categorías inferiores. Tras estar un año en el División de Honor Juvenil del Atlético de Madrid, llegué al Rayo, al equipo de mi barrio, para jugar en el Sub-19 de Juveniles y más tarde en el Rayo “B”. También he jugado en Tercera División en Conquense, Alcorcón, San Fernando, Alcázar de San Juan y Vallecas C.F. Ahí empecé a darme cuenta de que había tocado techo como futbolista y comencé a compaginar el jugar con entrenar”.
Los sueños: “Nunca me he planteado un sueño en concreto como entrenador, vivo el presente y estoy muy contento con el presente, que es poder entrenar un filial como este en mi barrio, en mi casa. Lo que tenga que venir, vendrá. Si tiene que ser en este nivel pues fantástico, y si es a un nivel superior ya se verá. Para ello, tengo el título de entrenador nacional de nivel tres”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

VK Captcha 12 + = 19

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.