Las brechas de género causan pobreza y exclusión

El resultado de uno de los talleres realizados con mujeres en riesgo de exclusión en Villa de Vallecas

Por Red Municipal de Espacios de Igualdad

La feminización de la pobreza es un concepto que comenzó a usarse en los años 70, hace medio siglo ya, pero que sigue vigente y de plena actualidad. Es un fenómeno que recorre el planeta. En la mayoría de lugares del mundo, las tasas de pobreza son mayores para las mujeres. Según un estudio de ONU Mujeres para 2014, se estimaba que, por cada 100 hombres en los hogares más pobres, había 155 mujeres, es decir, más del 50%. El estudio señala que el 60% de las personas que pasan hambre en el mundo de forma crónica son mujeres y niñas. De hecho, de todos los factores que pueden incidir en que una persona sea pobre o no, el que mayor influencia tiene es el género, ser mujer.

¿Qué quiere decir esto? Que las mujeres, además de vivir expuestas a múltiples violencias causadas por la desigualdad de género como son la violencia sexual o el acoso, también sufren violencia económica.

La feminización de la pobreza se puede presentar de diferentes maneras, bien sea porque la capacidad económica y el acceso a recursos de las mujeres es menor que el de los hombres, de media siguen cobrando un 30% menos que los hombres. O porque tienen mayor riesgo de acabar en condiciones de pobreza relativa y absoluta. Son muchas las barreras sociales, económicas, educativas, jurídicas y culturales que enfrentan las mujeres a lo largo de su vida y que causan esta desigualdad. El trabajo no remunerado de cuidados (tareas del hogar, cuidado a personas dependientes, etc.), el trabajo informal, la brecha salarial y la doble jornada son solo algunas de ellas.

Podría parecer que esta situación va disminuyendo, sin embargo, los datos apuntan a que el empobrecimiento de las mujeres va en aumento. Las crisis económicas y la actual crisis generada por la Covid-19 agravan esta situación. La pobreza está estrechamente vinculada con la desprotección y con la inseguridad. Asegurar unas condiciones de vida dignas para las mujeres es un requisito imprescindible para lograr una igualdad de género real y efectiva. Es responsabilidad de todas y de todos, de la ciudadanía y de las instituciones, comprometerse para poner fin a las brechas de género y acabar con las causas que llevan a las mujeres a la pobreza y a la exclusión.

Actividades destacadas del mes

Espacio de Igualdad Elena Arnedo

-Taller: “Autocuidados  y bienestar para mujeres en tiempos de Covid”
Para mujeres. Martes 19 de enero. Edición mañana: De 10 a 12:15 horas. Por Zoom
Edición tarde: De 17:30 a 19:45 horas. Por Zoom

-Taller: “Bienestar en el embarazo”
Para mujeres
Miércoles 20 y 27 de enero (continúa todos los miércoles de febrero y marzo)
De 17:30 a 18:30 horas. Presencial

-Taller: “Lengua de Signos especial Día Internacional de la Educación”
Para mujeres. Lunes 25 de enero. De 17:00 a 18:30 horas. Por Zoom

-Taller: “Kit de autodefensa laboral en mi primer curro”
Para mujeres. Lunes 25 de enero. De 17 a 19 horas. Opción presencial y por Zoom

-Tertulia: “Vivir sin tóxicos, naturalizar las ciudades”
Para toda la población. Jueves 28 de enero. De 18:00 a 19:30h. Presencial

Espacio de Igualdad María Moliner
-Empoderamiento ante la sexualidad
Para mujeres. Jueves 21 de enero. De 16 a 18:00 horas. Presencial

-Ciclo sobre las violencias machistas y DD. HH
Para toda la población. Viernes 15 y 28 de enero. De 10 a 12:00 horas. Meet

-Autodefensa para mujeres jóvenes
Para mujeres jóvenes. Viernes 22 de enero. De 17:30 a 19:30 horas. Presencial

-Club de lectura feminista
Para mujeres. Martes alternos: 19 de enero. De 17:30 a 19:30 horas. Presencial

-Taller T.R.E. Técnica corporal para reducir estrés y liberar tensión
Para mujeres. Jueves 21 de enero. De 17 a 19 horas. Presencial

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

VK Captcha 61 − 51 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.